Cráneos alargados: diferencias. ¿Por qué no son humanos?

  • 1
  • 14 abril, 2019

Antes de la información, aprovechamos la ocasión para presentaros nuestro libro, el cual nos ha costado mucho tiempo de recopilación, trabajo e investigación, donde creemos que una vez termine de leer será usted consciente de la manipulación a la que ha sido expuesto el “Nuevo Testamento” por la religión Católica, y cómo ha eliminado y modificado radicalmente partes de este pues rompe con sus dogmas que nada tienen que ver con las verdaderas enseñanzas de Jesús.

¿Nació Jesús el 25 de diciembre?¿Fue Nazaret el lugar donde lo hizo?¿Era José su Padre realmente?¿Pudo ser su origen de otro mundo?¿Era un hombre normal y para nada divino?¿Tenía hermanos, mujer e hijos?¿Donde está sus descendencia?¿Lo apodaron el “niño asesino” cuando era pequeño?¿Es la religión católica una invención del emperador Constantino?¿Es Jesús una invención para manipular al pueblo?

El equipo de “Un Surco En La Sombra” responde a estas y muchas más incógnitas en un largo estudio que recopila teorías realmente diferentes a todo lo que se ha dicho públicamente de la vida de Jesús a lo largo de la historia. Nos sentimos orgullosos del trabajo realizado y poder dar la oportunidad de ver la otra cara de la moneda.

Después de la gran acogida que ha tenido, (Solo se ha podido vender formato físico en España) hemos decidido venderlo en formato digital a nivel mundial para que todo el mundo pueda disfrutarlo y hemos reducido el precio un 75% por lo que lo puede obtener ahora mismo en un click por $3.99 (3.60€)

 

Una vez dicho esto le damos las gracias por su tiempo y le mostramos la información que buscaba. Estamos seguros que será de su agrado y le hará que pensar

Arriba a la Izda.: cráneo humano normal compuesto por tres placas

Abajo a la Dcha.: cráneo del tipo “cabeza de cono” con solo dos placas craneales.

Además los “cabeza de cono” tienen dos pequeños orificios que no existen en el cráneo humano (aparecen ampliados arriba a la derecha)

 

Espécimen “Cabeza de Cono”

Las mandíbulas son más grandes y más pesadas, con diferente forma y son diferentes las protuberancias de inserción de músculos. El grosor de las paredes craneales es al menos el doble que en la calavera del humano actual, lo que las hace sobre un 60% más pesadas que estas; también tienen al menos un 25% mayor capacidad craneal.

Nunca puede conseguirse mediante deformaciones mecánicas una capacidad craneal superior, y algunas calaveras de Paracas, como esta, tienen una capacidad craneal muy superior a la del hombre actual.

Actualmente se sabe que estas gentes procedían del Oriente Medio, de la zona de Mesopotamia, donde eran llamados Nephilim; lo normal es que llegasen a esa zona por el gran portal estelar del Oriente Medio; desde allí algunos de ellos se habrían trasladado con sus naves a la zona del altiplano, zona de Paracas y otras.

L.A. Marzulli  explica  la posición del foramen magnum, visto en más de 1.000 cráneos. “Sostiene que en los cráneos Paracas, la posición del foramen magnum es completamente diferente de la de un ser humano normal, y también que es más pequeño, lo que rechaza una vez más que hubo entablillado del cráneo desde la cuna, tal como algunas personas decidieron suponer por imposición de sus superiores o por interés personal, sino que es genético.

 

Marzulli mostrando el foramen magnum de uno de los cráneos de Paracas.

 

foramen magnum típico  de una calavera normal (FM)

 

 foramen magnum comparado, una vez más

 

Las diferencias más importantes son estas:  estos cráneos tienen un solo hueso parietal y el ADN no es humano

Esto supone el que existió una antigua raza humana, que no emparentaba con ninguna de las actuales y que se extinguió o el que nos visitaran seres venidos del espacio.
Cráneo de Paracas; se puede observar claramente el grosor de pared craneal

 

La línea continua indica la forma “Cabeza de Cono” y la discontinua la cabeza elongada artificialmente; esta es más puntiaguda y tiene zonas  cóncavas (curvado hacia el interior) mientras que en las primeras las zonas son convexas (curvado hacia el exterior)

 Paracas, Nº 4

Un solo hueso parietal; ¿te dejarás engañar por quienes siempre omiten este detalle y los demás? ¿te dejarás entablillar la mente para no salirte del tiesto del dogma? Lo del entablillado es su razón, y hacen caso omiso del resto de las razones, todo sea para prestar su servicio a la élite, que es la que paga, pero prestan un flaco favor al conocimiento verdadero que merece toda la raza humana si se pretende que evolucione hacia niveles superiores de conciencia.

un solo hueso parietal; no existe ninguna raza humana actual con esta característica
Atención:

no hemos de dejarnos engañar con otro truco a través del cual pretenden que creamos que existe una enfermedad por la cual se suturan las dos placas parietales, denominada craneoestenosis sagital y que afectó a todos estos cráneos. La enfermedad existe, sí, pero nunca te explicarán que se nota perfectamente cuando alguien tuvo esta enfermedad, pues aparece una línea zigzagueante tenue por la que se observa la fusión, algo que no aparece en los cráneos de Paracas, y son muchos cientos los cráneos de este tipo de los que se dispone además de otros muchos por todo el  mundo; además se observa en los cráneos con esta muy rara enfermedad una especie de depresión por la zona de la fusión y frecuentemente el cráneo no es simétrico. La anteúltima imagen que incluyo ilustra cómo es un cráneo con la enfermedad que produce la fusión de la sutura parietal.

Visto por detras
Comparación
Comparación entre un cráneo normal y uno de Paracas; observad la diferencia de tamaño entre las órbitas oculares de ambas calaveras
 comparación de nuevo con otro cráneo alargado; ver la diferencia entre ambas órbitas oculares

 ¿Afectaría el encordado craneal o el entablillado a las órbitas oculares? la respuesta segura es “no”. Pues bien, los cráneos de Paracas de un sólo hueso parietal y muchos de los alargados de alrededor del mundo tienen órbitas oculares bastante mayores que las nuestras

cavidades de órbitas oculares mayores que las nuestras

 

La existencia de razas humanas con cráneos de paredes mucho más gruesas se conoce desde hace miles de años y eran conocidos como cráneos gruesos; hace dos mil años Herodoto ya hablaba de ello al exponer que las paredes de los cráneos de los persas eran mucho más gruesas que las de los egipcios y era una característica para la diferenciación.

2200 a 2000 A.C.; se trata de un cráneo trepanado y se puede observar el grosor de las paredes craneales

 

Grosor de pared del tipo de Paracas

 

 

 

Grosor de pared normal

 

¿A qué crees que se debe el que nunca reparen los representantes de la “ciencia” para las masas en que las paredes de estos cráneos son de al menos el doble del grosor que las paredes de los nuestros? ¿Crees que es casual el que nunca lo mencionen? ¿Seguirás creyendo a los lacayos de quienes siempre trataron de mantenernos sin conocimiento y esclavos que no se dan cuenta de su condición ni a pesar de las condiciones cada vez más duras que imponen a nuestra existencia?

 

 

Cráneos alargados y Homo Capensis

Karen Hudes, ex asesora del Banco Mundial, asegura que una raza no humana a la que ella llama Homo Capensis está controlando todo a nivel global; afirma que esta raza está presente en la Tierra desde antes de la Edad de Hielo; según Karen, ellos crearon el Sistema Monetario para dominar a las masas, proceden de un largo linaje y quienes dominan en las sombras son ellos.

El cráneo del Homo Capensis coincide con el de Paracas

este sería el aspecto del Homo Capensis

 

 

Brien Foerster (investigador) nos habla sobre estas diferencias

De pelo rojo y fino; el pelo rojo no existía entre los pobladores nativos americanos; la mayoría de estos cráneos son de pelo rojo

El tamaño de las órbitas de los ojos es mayor del normal también

 

Brien Foerster explicándonos que estas calaveras solo tienen un parietal y muchos detalles más, tal como agujeros de inserción de nervios normales en nosotros y en estas calaveras.

 

 

Calavera de cráneo alargado y piedras de Puma Punku en las que se aprecia la perfección en los cortes

 

 

 

En cualquiera de los lugares en los que se hallan estas calaveras se pueden encontrar piedras trabajadas con una avanzada tecnología.

HACE MUCHOS AÑOS QUE LOS CIENTÍFICOS SABEN DE LOS CRÁNEOS ELONGADOS YA EN LOS FETOS, pues dos científicos ya en 1851 escribieron un libro con sus observaciones:

Rivero y Tschudi en Antiguedades Peruanas (1851 Español, Inglés 1853) argumentan que los protagonistas de la hipótesis de la deformación craneana artificial se equivocan*, ya que sólo se habían considerado los cráneos de los adultos. En otras palabras, la hipótesis no tiene en cuenta los cráneos de los bebés y, lo más importante, los fetos que tenían una forma similar de cráneo elongados.

 La misma formación de la cabeza se presenta en los niños aún no nacidos; y de esta verdad nosotros hemos tenido una prueba convincente a la vista de un feto, encerrado en el vientre de una momia de una mujer embarazada, que encontramos en una cueva de Huichay, a dos leguas de Tarma, y ​​que está, en este momento, en nuestra colección.

Cráneo de bebé de tres meses, del tipo de Paracas (Perú); la flecha señala la cavidad ocular; nos lo presenta Brien Foerster; la columna vertebral entronca con la parte posterior de la cabeza, mientras que en nosotros lo hace desde un punto central; esto concuerda con el tipo de forámen magnum que vimos

¿de verdad creerás que a un bebé de tres meses se le había encordado ya la cabeza como para que a tan tamprana edad se le produjera una deformación tan grande como esta?

 de Andahuaylas, Perú, para obervar de nuevo el grosor de pared craneal

Imagen: momia del Niño de Detmold; hallada en Perú, con 6500 años de antigüedad; tenía el bebé menos de 9 meses y su cráneo es de los del tipo de Paracas y pelirrojo, como corresponde a estos seres

 

 

Han existido otras especies humanas, parecidas a vosotros y cuyo ADN estaba en perfecto estado en aquel tiempo, que desarrollaron civilizaciones altamente evolucionadas. Existieron hace mucho tiempo, hace más de medio millón de años. No estamos hablando de aquellas civilizaciones que vosotros llamáis Lemuria o Atlántida. Estas épocas pertenecen a un tiempo que nosotros llamamos ‘moderno’. Nosotros nos referimos aquí a civilizaciones que son realmente antiguas, tan antiguas como las que están enterradas bajo los hielos de vuestro continente más sureño, la Antártida, o bajo el desierto de Gobi en Mongolia.

Cráneo humano con enfermedad que produjo fusión parietal; en la zona de abajo se observa una tenue linea zigzagueante propia de la fusión y en la parte de arriba se observa una depresión. Con este engaño pretenden contentarnos para que nos expliquemos por qué se encontraron más de mil cráneos con un solo hueso parietal  y con paredes de un grosor de al menos el doble del normal

 

 Feto Humano de entre 7 y 9 meses, que murió antes de nacer. Es del tipo Paracas y ya tenía cabeza elongada. Nos lo presenta Brien Foerster.

Fuente: http://m.el-libertario.webnode.es

Sus comentarios siempre son bienvenidos. Porque todos creamos "Un surco en la sombra" y nos nutrimos de vuestras opiniones

Regístrate GRATIS y te lo mandaremos a tu E-MAIL ESTA ES TU OPORTUNIDAD
A %d blogueros les gusta esto:

Powered by themekiller.com